Compartir artículo:

Utilizar tu puesto y posición para dañar a cualquier persona, es una maldad. Cuando lo haces para dañar a un país, se llama traición a la patria. Es justo lo que hace una persona reconocida, ya sea periodista, opinólogo, locutor, artista, político, cuando difunde mentiras para engañar al público mexicano, pues lo hacen con la esperanza de que en el futuro, las elecciones sean ganadas por un criminal con el que acordó difundir mentiras a cambio de un pago.

Desde hoy, cuando tenga tiempo actualizaré esta lista en forma permanente, con las siguiente aclaraciones:

#1 Los que están en esta lista, en mi opinión, no cometieron un error sino que están mintiendo a los mexicanos. Cualquier periodista o persona pública puede caer en un error y después rectificarlo.

#2 Recomiendo amablemente a todos los mexicanos, que no lean artículos o columnas, ni vean episodios de televisión en los que participan las personas de esta lista. Al leerlos o escucharlos, usted, literalmente, está siendo engañado, está recibiendo mentiras. Las arrobas son sus usuarios de Twitter, para identificarlos. Para leer su mentira y la aclaración, dé click en el texto azul.

-@hdemauleon Héctor de Mauleón. Inauguro esta lista con este periodista y con esta falsedad desmentida por Notimex.

-@LeonKrauze León Krauze. Este hombre tiene toda mi compasión y le contaré por qué. En la mayoría del mundo, hay un sentimiento de solidaridad con las víctimas del holocausto nazi, que consistió en encerrar a una enorme cantidad de personas en campos de concentración y asesinarlos sistemáticamente. Esto ocurrió por órdenes de Adolfo Hitler durante la Segunda Guerra Mundial en Alemania. Es un hecho conocido que muchas de esa víctimas eran judíos, por lo que, en general, los descendientes de judíos (sean descendientes de judíos de Alemania o no), suelen tener una conciencia muy clara del holocausto y el nazismo. Una de las prácticas nazis también fue la quema de libros, al parecer Adolfo Hitler quería dar difusión masiva a su libro y pensó que haciendo hogueras para que la gente quemara sus libros, se impulsaría la lectura del suyo. Imagínese usted, por favor, hipotéticamente hablando, cuando Enrique Krauze, padre de León Krauze (ambos de ascendencia judía), le dijo: “Hijo, el gobierno del PRIAN va a dejar de comprar libros para las bibliotecas del gobierno, al parecer van a comprar unos 5 libros anuales para todo el país, pero van a compra para todas, mi revista Letras Libres. Sí, al parecer, quieren dar difusión a nuestra revista a costa de la lectura de libros, y esto me recuerda al nazismo, cosa que es algo raro para nosotros dos”. En mi humilde opinión, esto fue traumático para León Krauze, quien sintió que su familia era utilizada como una especie de herramienta nazi. A veces puedo exagerar y no pensar como los demás, por lo que hice esta encuesta en Twitter para ver si soy el único que vio esto como una práctica nazi, y en efecto, no soy el único. Me imagino que el pobre León se sintió violado y al mismo tiempo como un violador. No es tonto, sabía que esto era una vileza. Este tipo de experiencias traumáticas infundieron en él – cual película de acción en donde el hijo del peor villano termina convertido en un villano peor -, un odio profundo hacia todo lo bueno y justo, y hacia México. Su difusión de noticias falsas más conocida, sobre la que espero posteriormente aportar más evidencias, fue la trama rusa. Empezó a difundir noticias falsas en las que sugería que Vladimir Putin, presidente de Rusia, planeaba intervenir en las elecciones mexicanas para que gane Andrés Manuel López Obrador. Su teatro se vino abajo cuando uno de los supuestos participantes de la operación de noticias falsas, llamada Operación Berlín, delató toda la operación sin pruebas. Sí, sin pruebas, pero todo lo que dijo coincidía, incluyendo las falsedades difundidas por León Krauze. Como primera evidencia, uno de sus tuits en marzo de 2019, días después de darse a conocer la operación Berlín. Ver su tuit. Disculpen por favor por dedicarle tanto espacio, pero me preocupa seriamente la salud mental y espiritual de este ser. Necesita tratamiento urgente.

Continuará…